“Superar el cáncer es duro, pero se puede”

0
Jesús Platero en el Palmeral de las Sorpresas, Málaga

Jesús Platero en el Palmeral de las Sorpresas, Málaga

Si hace dos años le hubieran dicho a Jesús Platero que volvería a practicar senderismo por las sierras de la Axarquía de Málaga, probablemente no lo hubiera creído. A Jesús, un maestro de escuela nacido en Frigiliana y que ha desarrollado su vida en el vecino municipio malagueño de Nerja, le diagnosticaron un cáncer de colon en estado muy avanzado y de difícil solución quirúrgica. La enfermedad invadía rápidamente su cuerpo, y casi sin darse cuenta, estaba consumiendo su vida. A punto de ser abuelo, y con los alumnos del Colegio Público San Miguel de Nerja pendientes de seguir aprendiendo de él su amor por la naturaleza y el deporte; Jesús se negaba a creer que ya se había terminado todo.

A pesar de que todos los diagnósticos apuntaban a una operación casi imposible, Jesús contactó con el doctor César Ramírez, director del Instituto Quirúrgico de Andalucía. Él y su equipo decidieron operar urgentemente a Jesús, y tras un largo año en el que fueron necesarias dos operaciones más por la complicación del cáncer, Jesús ha nacido otra vez, según sus propias palabras.

Jesús insiste en la importancia de “visitar al médico de forma habitual y realizarse pruebas, aunque estés sano”. Además lanza un mensaje a quienes padezcan cáncer: “Es muy duro, decir lo contrario es mentir, pero el cáncer se puede superar. Hay que luchar y contar con el apoyo de los tuyos”

Hoy, Jesús Platero es un hombre sano que disfruta de una vida normal y que, gracias al apoyo de su familia y amigos, a su lucha diaria y al IQA, puede dar testimonio de valor, coraje y ganas de vivir.

* Agradecimiento por su participación en la elaboración de este video a QQ Electric Bikes y al Restaurante El Palmeral Cocktail-Bar.

Compartir